páginas vistas

jueves, 8 de diciembre de 2016

TIME: Person of te Year. Te guste o no es así.

Primero quiero dejar claro que para mí, un personaje del año debería ser un investigador o un artista destacado cada año,   dicho esto mi opinión.

Puede que no te guste este señor.  A mí no me gusta. Pero no tengo ni la más mínima duda de que es como político, es el personaje del año. Incluso, lo de "Estados Divididos de América" del TIME, sobraba. Fueron los votantes quienes lo eligieron, es así  eso lo que desean.

No me queda dudas de que ha sido determinante este año por el impacto mediático.  Ha ido contra pronóstico, contra los medios (incluyendo el TIME) y su propio partido,  algo que parecía imposible antes de él Deberían tomar nota muchos partidos minoritarios en Europa y de USA.  

Lo que me asombra es que nadie recuerde que con Obama nadie daba un duro ante Hillary  cuando se presentó.  Y con donaciones, muchas de menos de 20 dólares recaudó en USA más dinero que nadie y terminó gobernando siendo negro.
Donald Trump no me gusta casi nada,  pero lo que me gusta -es vital en mí. Y es su objetividad en el tema Cuba.  Espero que acabe con esa fiesta sin razón que empezó Obama con los Castros, que siguen encarcelado opositores y sin una pisca de sensatez de verdadera.
Obama me gustaba mucho y hasta tuve camiseta de él. Me decepcionó con respecto a Cuba. Trump no me gusta sus modales y sus gestos pero sí su "mirada" a 57 años de disparates en Cuba. A ver que hace este personaje político del año.

Mucha gente crítica ha este señor, pero se deleita mirando horas de Tele mirando  a personajes idénticos de "gran hermano" y sus múltiples versiones y formatos en todo el mundo. Personajes que alcanzan categoría social ganan dinero y son opinadores de todo y sabedores de nada, en Europa y EE. UU y ahora se asombran de que alguien con ese mismo talante sea presidente. Juro que no me asombra, lo extraño es que no haya llegado antes.

MIchael Barnett ( de George Washington University)  dice "Ojalá Trump fuera tan predecible como Reagan. Que todo el mundo piense que pueda pasar lo peor, no quiere decir que realmente pase."

Nota: mi personaje del año debería ser: Lita Cabellut. pintora catalana. 



miércoles, 7 de diciembre de 2016

Pancho Céspedes representa el miedo de muchos cubanos que se fueron de Cuba.

La carta de Pancho Céspedes a Amaury Gutiérrez es una joya perfecta para ilustrar el comportamiento de muchos artistas y 'gente normal' que se fue de Cuba, pero se llevaron el miedo con ellos allá donde fueron.
Es curioso, que Pancho escriba: "Amaury embarcó su carrera por hablar mierda."
O sea, por sus convicciones políticas de estar legítimamente en contra de Castro."
Lo mismo, podría  decirse de Silvio Rodríguez, quien está del lado de Castro, y lo apoyó públicamente hasta después de muerto, y tiene la carrera que tiene. O como Amaury estan Sandoval, Paquito de Rivera, Gloria Estefan, Donato Poveda o Willy Chirino y tienen el carreron que tienen un éxito incuestionable.
Los músicos son buenos y malos y da igual donde habiten, su carrera no será mejor apoyen a quien apoyen. Ahora estar de un lado y otro es totalmente legítimo para quien lo elija. Y para mi prefiero que tengan convicciones y sobre todo no tengan miedo de decir en política lo que piensan.
Céspedes creerá, ¿que él triunfó por no hablar mal de Fidel Castro? Creerá que por ir a Cuba, su carrera musical es mejor que la de Amaury. Además, las ofensas personales que utiliza llamándole autor de "canciones de mierda" y 'comep' es una bajeza. Parece que él sea Mozart y sus baladas no distan mucho de las canciones de amor o desamor de Amaury.
El caso de ambos es muy similar al nivel artístico.  No fueron famosos ni relevantes en Cuba donde vivían. Comenzaron a serlo al marcharse del País.  Ambos comenzaron su carrera en México. Pancho (lleva 24 años en México)  tuvo suerte antes y Luis Miguel y luego varios intérpretes  españoles cantaron sus temas. Amaury triunfó en México pero su carrera se ha consolidado en Miami y ahora en España donde el intérprete que más discos vende aquí,  David Bisbal canta sus canciones y lo invita nada menos que al Liceo de Barcelona a cantar con él. Sin contar que Amaury recibió un premio Grammy hace un año.
Es interesante como el eco de las cenizas del polvo-andante siguen generando polémica. Es triste que un  artista exiliado Pancho Céspedes,  que la pasó muy mal en Cuba por no ser renonocido se haya marchado su país y ahora se erige como quien dictamina quien debe criticar a Castro.
Elegante Amaury Gutiérrez que no cae en la bajeza de Pancho y lo reta a duelo. Y le invita a escoger las armas.